La Dermatitis Seborreica Puede ser Controlada. ¡Conoce Todos los Detalles!

Mayo 04, 2018


Hoy quiero hablarte de un problema que es más recurrente de lo que muchos pudieran creer, y que viene dado por diversos factores que provocan su aparición: La Dermatitis Seborreica. Se trata de una enfermedad capaz de ocasionar serias molestias, especialmente si se trata de pacientes en condiciones de salud desfavorables. La dermatitis seborreica es una afección que por lo general se presenta en la edad adulta y algunas veces en los recién nacidos. Se caracteriza por producir una inflamación crónica de la piel que deriva en eritema y descamación fina, con lesiones muy similares a la psoriasis. Estas lesiones se manifiestan en áreas específicas de la cara y el cuero cabelludo. La aparición de las evidencias de dermatitis y la crudeza con la que se manifiestan se acentúa y disminuye cada cierto tiempo, por ciclos. En este blog te hablaré de esta afección con más detalles y te contaré por qué es uno de los problemas por los cuales los pacientes frecuentemente me solicitan tratamientos dermatológicos en Bogotá.

Cabello Dermatitis SeberreicaUno de los tópicos más interesantes relacionados con esta enfermedad es su origen; es decir, cuáles son los factores que la producen. Y es que, aunque no se conoce con certeza cuáles son los factores definitivos que conducen a su aparición, se sabe que son varios y de naturaleza diversa. Entre los datos más importantes que se manejan al respecto se descubrió, por ejemplo, que se trata de una reacción alérgica a la presencia del hongo Malassezia furfur, el cual ataca a los individuos con baja inmunidad y alta producción de sebo. Cuando una persona vulnerable a este hongo lo recibe en su piel, esto genera una infección que inflama sus tejidos y provoca que la epidermis comience a soltar escamas diminutas para intentar librarse de él, sin éxito. A medida que estas escamas se van acumulando, van dando forma a la lesión que se hace visible en poco tiempo, con las características y síntomas típicos que la evidencian.

Es así como, aunque las causas concretas que producen la enfermedad no estén delimitadas, la aparición de las lesiones permite asegurar su diagnóstico. Como he mencionado, los factores que producen la dermatitis seborreica son diversos y de diferentes naturalezas, entre ellos un sistema inmunitario debilitado, la carencia de ciertos nutrientes, desequilibrios hormonales, problemas del sistema nervioso y factores genéticos diversos. El cuero cabelludo es, con frecuencia, una de las principales zonas afectadas por la dermatitis seborreica, ya que la hiperproducción de las glándulas sebáceas es capaz de favorecer la untuosidad de las escamas que allí se generan, haciendo que estas no se desprendan muy fácilmente. Es posible que aparezca caspa blanca y descamativa o amarillenta, grasosa y pegajosa, mucho más agresiva y difícil de eliminar que la caspa común. Para ello, existen ciertos productos en el mercado que pueden ayudar a controlar y aliviar los efectos de la dermatitis seborreica, como ciertos champús especializados con acción seborreguladora, que podrán ser aplicados si el especialista lo considera oportuno.

Cuando el paciente se encuentre aquejado por este hongo, su deber será acudir a consulta y el especialista examinará las lesiones producidas por la dermatitis seborreica. Entonces, será capaz de determinar que se trata de esta enfermedad gracias a sus características: máculas y pápulas sobre una base eritematosa amarilla que con frecuencia es grasienta. Estas pápulas están asociadas habitualmente a la formación de escamas y costras. Además de los factores anteriormente señalados, también se cree que la aparición del hongo denominado Malassezia produce una irritación que puede conducir a un caso de dermatitis seborreica. No obstante, las lesiones no son la única señal de la enfermedad. Entre los otros síntomas más frecuentes están: el enrojecimiento de los tejidos, la pérdida del cabello, picazón, y una piel con exceso de grasa y aceite.

Dermatitis Seberreica y la alimentación¿Qué es lo primero que debe hacerse ante un caso de dermatitis seborreica?
Aunque esta enfermedad es el resultado de ciertas condiciones y es controlable si se toman ciertas medidas, es preciso tener en cuenta que los hábitos de vida influyen mucho no solo en su aparición, sino en la manera en la cual las lesiones pueden evolucionar. Al tratarse de una afección que genera un exceso de grasa en la epidermis, vigilar la dieta es uno de los primeros pasos que se deben tomar para evitar que las lesiones se agraven y lleguen a estados lamentables. Un paciente con dermatitis seborreica debe evitar los alimentos muy procesados, con alto contenido de grasas dañinas, como las carnes procesadas, los embutidos, la carne de cerdo y la roja, dulces en general, frituras, comida chatarra y cualquier otra comida repleta de componentes industriales. Entre los alimentos más recomendables para proveer al cuerpo con las grasas saludables que necesita están el aguacate, algunos frutos secos como las almendras y también el pescado.

De igual manera, las personas a las que la dermatitis seborreica esté afectando, deben revisar el grado de cansancio y estrés al que están sometidos, ya que este es uno de los factores que puede acentuar o agravar los síntomas de la enfermedad. Igualmente, los climas extremos, los problemas de acné, una higiene inadecuada de la piel, la obesidad, problemas de tipo neurológico como el Parkinson, haber sufrido un traumatismo craneal o un accidente cerebrovascular, influyen directamente en la aparición y recrudecimiento de las lesiones. Los pacientes con VIH, al presentar un sistema inmunológico suprimido, son especialmente vulnerables frente a esta afección, y deben tener especial cuidado para evitar posibles complicaciones. Aunque es bien sabido que las radiaciones solares hacen mucho daño a la piel, está comprobado que tomar un poco de sol en el horario correcto (las primeras horas de la mañana y las últimas de la tarde), puede ayudar a aliviar los efectos perjudiciales no solo de la dermatitis, sino de otras enfermedades de la piel.

Independientemente de la enfermedad que estés sufriendo, debes tener presente que siempre existe una manera ideal de atenderla, sin importar su naturaleza, y la dermatitis seborreica no es la excepción. Si tú o tu hijo están enfrentando un caso de dermatitis atópica, lo más importante es que pongas tu caso en manos del especialista para que sea él quien te oriente acerca de cuál es la solución más apropiada para ti. Si acudes a mi consulta y hablamos directamente, ya habrás dado el primer gran paso para recibir orientación particular y las indicaciones para lograr superar esta afección de la mejor manera. Si deseas contactarme, no dudes en comunicarte al +57 1 7953782 o a través del formulario de contacto ubicado en esta página. ¡Te atenderemos en breve!